Septiembre 2017

Hola a todos, ¡muchas gracias por sus visitas y comentarios .

Este mes tenemos 2 invitados que nos acompañan por primera vez. El primero es Alejandro Salomón, Director Ejecutivo de la Escuela Nacional de Inteligencia, de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) de la República Argentina, quien desarrolla el tema de estrategias para la formación del personal policial. Es la primera vez en casi 10 años de este espacio, que alguien aborda el tema de la formación en algún área del sector público.

Participa también Ilia Rodríguez Torres, PHD. Regional Sr. HR Director de Ferring Pharmaceuticals (Miami, USA), que aborda el tema del diseño de la experiencia del empleado.

Por mi parte he compartido las ideas centrales de mi exposición en el 3er Congreso Argentino de Recursos Humanos, ¿Que aprendimos del futuro?. También he incluido el habitual Flash Laboral.

Me pareció muy interesante compartir el video de apertura de la convención de desarrolladores de Apple, que tuvo lugar en junio, definitivamente muy divertido.

Como siempre los invitamos a dejar sus comentarios y seguirnos también en nuestro Facebook Profesional www.facebook.com/ceballosserra

Guillermo

domingo, 24 de marzo de 2013

LIDERAZGO SERVICIAL (DESDE EL FIN DEL MUNDO)





Por Guillermo Ceballos Serra

Como casi todo el mundo estoy profundamente conmovido por la elección del nuevo Papa Francisco venido “desde el fin del mundo”. Escuché la noticia estando en el exterior en visita de trabajo y tuve que esperar hasta la noche para ver por internet todo lo que había sucedido durante el día. Todavía hoy no dejo de sorprenderme por cada gesto, por cada palabra, por historias que cuentan quienes lo conocieron profundamente en su acción pastoral en Buenos Aires.

Era nuestro vecino y nuestro Obispo y en general sabíamos tan poco de su obra, de su coherencia… hasta que resultó electo.  Hoy estamos (los argentinos) aprendiendo a re-conocerlo.

El 20 de marzo, Francisco celebró la primera misa oficial de su pontificado. Muchos en estas latitudes, acompañaron desde la Catedral Metropolitana, otros, madrugamos para no perder detalle por televisión.

Entre emoción, alegría y desde luego sueño, escuchamos decir: "Nunca olvidemos que el verdadero poder es el servicio, y que también el Papa, para ejercer el poder, debe entrar cada vez más en ese servicio que tiene su vértice luminoso en la cruz; debe poner sus ojos en el servicio humilde, concreto, rico de fe, de san José y, como él, abrir los brazos para custodiar a todo el Pueblo de Dios y recibir con afecto y ternura a toda la humanidad, especialmente los más pobres, los más débiles, los más pequeños."

"Nunca olvidemos que el verdadero poder es el servicio…”, esa frase repiqueteó en mi cabeza a pesar de la hora. El poder del liderazgo servicial, “…el que quisiere entre vosotros hacerse grande, será vuestro servidor; y el que quisiere entre vosotros ser el primero, será vuestro siervo: Como el hijo del hombre no vino para ser servido sino para servir, y para dar la vida en rescate de muchos.” Mateo 20: 20-28

Allí estaba en su primera homilía toda la tradición católica sobre el servicio y claramente una de las fuentes donde abrevaron Robert Greenleaf y James C. Hunter, al desarrollar sus obras sobre liderazgo servicial.

El liderazgo, esencia del desarrollo humano, de las instituciones y desde luego de las organizaciones, posibilita la concreción de los sueños más nobles y de los objetivos personales o corporativos. El liderazgo es esencial para que ocurran cosas. Porque al decir de Max de Pree ““El liderazgo es una intromisión positiva en la vida de los demás”

Se trata de la famosa inversión de la pirámide, donde el vértice esta abajo sosteniendo la base, a los seguidores que constituyen la prueba palpable del liderazgo. ¿Como sabemos quién es líder? Muy sencillo, aquel que tiene seguidores. Personas que invierten su futuro en la relación con su líder. Aquellos que saben razonablemente que esperar por seguirlo, aquellos que saben que sus necesidades serán satisfechas. Aquellos que saben con certeza que el líder está preparado para la función. Aquellos que saben que el líder honrará sus compromisos, porque es una persona de palabra. Aquellos que lo seguirán aunque el líder no cuente con una autoridad formal sobre ellos. Hablamos de líderes con carácter no con carisma. Líderes primeramente capaces de capaces de dirigir su persona.

En definitiva, donde no hay líderes que sirvan, hay caos, porque su opuesto, el universo (la unidad de lo diverso), está basado en un orden fundado en el servicio. “El sol sale cada mañana para brindarnos su calor, las plantas crecen para sustentarnos…todo cuanto vemos cumple con el propósito para lo cual fue creado: servir… ¿y tú?” (M.E. Huamani).

No pretendí ser original en estas líneas y aunque me lo hubiera propuesto difícilmente lo hubiera logrado en este tema, simplemente quise compartir estas ideas que a raíz de estos eventos extraordinarios fluyen por mi mente, aquí, en el fin del mundo.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Felicidades Guillermo! Como profesional de Retiro asevero: el tiempo vuela! Recuerdo tanto el primer "numero". Creo que hubo una nota de Zoltan y en el segundo una mia. 100.000 visitas! Increible! Segui contando conmigo cuando dispongas. Beso enorme!

Ana Maria Weisz

Anónimo dijo...

Como siempre muy interesante.

Feliz semana santa.

montse

Anónimo dijo...

Felicitaciones Guille, y que sean muchos años mas.

Interesante la visión del liderazgo servicial y la pirámide invertida. Creo que cada vez mas se impone la visión de un líder que se imponga con el ejemplo y obtenga el reconocimiento por su trabajo, su servicio.

Abrazo.
Maximiliano

Anónimo dijo...

Felicitaciones por los 5 años de perseverancia en la noble siembra del conocimiento. Gracias y por muchos más!!!
Abel Tegli

Anónimo dijo...

Felicitaciones Guillermo por acompañarnos estos 5 años y por dar visibilidad a temas que siempre son de nuestro interés.
Comparto totalmente las reflexiones sobre el Lider Servicial. En especial en estos días que nos conmovió esta tragedia inesperada, se vive la vocación de servicio ... y también, lamentablemente, su ausencia en algunos líderes.
Gracias y brindo por los próximos 5 años.
María Rosa Flaherty